lunes, febrero 01, 2010

¿Hubo espías detrás del 'Climategate'?

Una operación muy sofisticada que resultó en la filtración de cientos de correos electrónicos de la Unidad de Investigación Climática de la Universidad británica de East Anglia (CRU) fue probablemente obra de una agencia de inteligencia extranjera o incluso de grupos de presión de EEUU.

Eso es, al menos, lo que sospecha David King, principal asesor científico del ex primer ministro británico Tony Blair, según el cual esa actividad de piratería informática, que se remonta a trece años atrás, y la filtración selectiva de los correos electrónicos parece apuntar a una operación perfectamente coordinada de los servicios de información.
Sigue en El Mundo

Etiquetas: